El Parador El Parador

Tu lugar en la red...
login.php profile.php?mode=register faq.php memberlist.php search.php portal.php





Portal » Foros de discusión » Sala de debate político » Remando contra corriente » EL ENCANTO DEL TURISMO EN LAS PEQUEÑAS CIUDADES, DEL INTERIO
Publicar nuevo tema  Responder al tema Ver tema anterior :: Ver tema siguiente 
EL ENCANTO DEL TURISMO EN LAS PEQUEÑAS CIUDADES, DEL INTERIO
MensajePublicado: Vie Dic 27, 2013 10:03 am Responder citando
Antonio García Fuentes
Escritor y filósofo
Escritor y filósofo

Registrado: 07 Sep 2008
Mensajes: 3454




EL ENCANTO DEL TURISMO EN LAS PEQUEÑAS CIUDADES, DEL INTERIOR

Cuando empecé a escribir este pequeño relato sobre las pequeñas ciudades del interior y el encanto de su turismo, en mi mente... estaba Úbeda, como lo estaban Baeza (verdaderas joyas del Renacimiento) Jaén (viejísima ciudad entre cuyos muros se guarecieran los "Asdrúbales" ya derrotados por Escipión “El africano”) Cazorla y algunas más de ésta provincia, o de provincias también andaluzas, como pudieran ser otras "pequeñas-grandes ciudades" y cuya enumeración sería interminable, ya que todas las provincias andaluzas tienen en su interior... gran cantidad de pueblos y ciudades con atractivos suficientes, como para merecer unas detenidas visitas para enriquecerse (el propio visitante-turista) en ese "aula cultural y espiritual", que en realidad es -o debe ser- el turismo; el que como tal -y que duda cabe de ello- es una verdadera oportunidad para la familia y su formación integral, por lo que de riqueza aporta el conocimiento "in situ" de lo que..."otros hombres o la propia Naturaleza realizaron para reflexión o deleite de las generaciones presentes y futuras"
Y me he referido a Jaén y Andalucía (y pido disculpas por ello) ya que como nativo de aquí y presidente de un modesto "centro de iniciativas turísticas provinciano"... creo mi primer deber, el decir a todo aquel que quiera oírme, lo que ofrece mi tierra madre; pero que duda cabe, que como español, también quiero referirme a las otras "mil ciudades... o pueblos menos importantes", los que desparramados por nuestra ancha España, son igualmente contenedores o poseedores de tesoros (muchos de ellos aún por descubrir) y los que al igual que antes he dicho, merecen ser visitados por todo aquel que va buscando enriquecer su saber y conocer al hombre a través de sus obras y... a la Creación... a través de sus maravillas, ya que el ser humano, que ha llegado a cierta sensibilidad, recordará igualmente una determinada puesta de sol, que el recorrido por un determinado monumento realizado por el hombre... y por igual razón... sabrá valorar una danza autóctona, al igual que un gran concierto... como de forma parecida, valoraría una comida típica y hogareña, servida con amabilidad y sencillez, la que (posiblemente) dejaría mejor recuerdo en "su alma", que el más ostentoso de los banquetes a que hubiese asistido como comensal.- De todo esto y muy afortunadamente, aún hay muchas "reservas" en esta provincia de Jaén, en Andalucía... y en el resto de España y todo ello tiene un gran porvenir y futuro ilimitado, si como espero, sabemos mostrarlo a inmensas multitudes de personas, las que desarraigadas o aisladas, viven en la denominada "sociedad opulenta o de consumo", donde están, pero donde no viven, por que el vivir humano es otra cosa y en ese vivir humano, precisamente somos bastante ricos, en las pequeñas ciudades -o pueblos- del interior de España
He querido realizar este preámbulo, como introducción al tema central y queriendo afirmar -si preciso fuera- la fuerza que necesitamos para ofrecer lo nuestro, o sea, "nuestro turismo de interior", el que afortunadamente está en auge y creo sinceramente que por "su propio impulso", ya que el hombre, sobre todo el inteligente, busca "nuevos horizontes" a su inquietud, busca nuevos lugares de paz y sosiego y en definitiva, está ya huyendo del denominado "turismo de masas", sobre todo de los litorales costeros, donde (y muy tristemente) el turismo ha degenerado en "algo", que antes o después irá repeliendo a ese hombre, que por lógica irá buscando nuevos lugares, donde encuentre lo que en realidad necesita y que desde luego... no es el "pseudo turismo de masas y velocidad", que es lo que puede terminar por destruir, ese "BIEN MUNDIAL", cual -indudablemente- es EL TURISMO dicho con mayúsculas y con toda la firmeza de que seamos capaces.
Si bien, llevo veinte años como profesional de la hostelería (este texto lo escribí en 1994) y en el ramo del hospedaje, que como sabemos es el soporte del turismo, sencillamente por cuanto..."sin camas no hay turismo".., pero doce años antes, ya viajaba yo por España y visitaba ciudades y pueblos y sin -entonces- saberlo, iba "almacenando en mi mente", imágenes y hechos vividos, que luego me han servido bastante para atreverme a entrar en la defensa de ese turismo del interior, que si bien hoy se reconoce plenamente... pero hablar de ese turismo hace ya más de veinte años, ello era considerado como "una aventura imposible".- Afortunadamente y pese a las continuas crisis españolas desde aquellos años 1976 o 77, alguna zona deprimida -antes mucho más- de esta provincia... hoy obtiene el veinte por ciento de "su riqueza material", a través de ese turismo en el que casi nadie creía entonces.- Ojalá que a igual ritmo, "les estén llegando las otras riquezas inmateriales" y las que también traslada el turismo, en ese intercambio humano... que es la principal riqueza que se trasvasa a través de ese fenómeno del actual siglo y el que aún -tristemente- está por desarrollar.
NUESTRA PROVINCIA ES EN SI MISMA... "UN INMENSO COMPLEJO TURISTICO", en la que y en el perímetro que ocupa uno solo de sus parques naturales (el de Cazorla, Segura y Las Villas) (tenemos otros tres, más) cabría perfectamente -por ejemplo- la provincia de Guipúzcoa, o alguna otra también española.
He afirmado que en total llevo viajando algo más de treinta años y curiosamente y bastante recientemente, he realizado un "nuevo" viaje...nuevo para mí, ya que es habitual en la forma de hacer turismo hoy, o mejor dicho lo que hoy se denomina hacer turismo... y pese a que en sí y en principio no me atraía ello, pero necesitaba esa nueva experiencia y por ello la he realizado.
Se trataba de ir en autocar a Francia y Bélgica, desde Jaén... visitar Burdeos, Tours, París, Bruselas, Brujas y Gante, los castillos del Loira y "de paso" (dicho entre comillas) pasar un día entero en el complejo norteamericano de "Eurodisney", situado en las cercanías de París y todo ello en..."OCHO ESCASOS DIAS"... o sea, salir de la ciudad de Jaén un domingo a las "cero horas", "oír misa en la catedral de Burgos", comer en San Sebastián, e ir a dormir a Burdeos... de cuya ciudad francesa, regresamos al domingo siguiente, llegando a Jaén, igualmente a las "veinticuatro" horas, de dicho domingo... Pueden imaginarse el resto del viaje y lo que ello representa para quien de verdad le agrada hacer turismo y ha necesitado, por ejemplo...una semana en París, para poder ver y disfrutar lo más relevante de dicha ciudad...Pero este es el turismo de hoy y el que las masas parece que aceptan, pero el que no tiene futuro, tan pronto el hombre empiece a pensar un poco, solo un poquito y me explicaré.
He visto en París (igual ocurre en Bruselas, Madrid, Barcelona, u otra cualquier gran ciudad y ello desde hace tiempo) cómo "se está destruyendo el ser humano", en una actividad absurda por lo loco de ella, inhumana por las consecuencias que ese "sin vivir" conlleva y por tanto, totalmente negativa por lo súper-comercializado que está todo y al decir todo... entiendan todo, ya que (inexplicablemente para nosotros los españoles) te cobran hasta el necesario uso de unos aseos, o servicios, que necesitas vitalmente para "evacuar"... y lo mismo te limitan en muchos establecimientos, el tiempo de permanencia sentado en una mesa, tomando un café u otra cualquier consumición, que te han cobrado a precios bastante altos... reitero ello pues ya se llega incluso a reducir los espacios turísticos a enseñar al turista (caso de Versalles) para rentabilizar aún más el negocio y ello lo realiza el propio Gobierno francés... y no hablemos de la denominada "comida basura", en el otro extremo de ese pseudo-turismo de velocidad o vorágine.
Si nos situamos como habitantes de esas absurdas ciudades... hablemos de las jornadas de trabajo en esas megalópolis, donde necesitan horas suplementarias... simplemente para "ir y venir al trabajo”, lo que provoca el ya "endémico estrés", en que se vive en ellas, si es que eso es vivir, que yo lo dudo.
Todo ello va a provocar -ya lo está provocando- el que esas inmensas cantidades de lo que podríamos calificar como "pobres capitalinos", tan pronto llega el ansiado fin de semana, fiesta, puente festivo o vacaciones, salgan en estampida… "huyendo de la gran ciudad, que los ahoga y los extermina, de las mil formas diferentes y de las que ustedes -"que leen este relato"- saben mucho más que yo, simple observador viajero y que también ha de hacerlo al ritmo que marcan los tiempos".
De ahí las avalanchas de automóviles que inundan y que incluso colapsan las carreteras, por amplias y bien trazadas que estén, pues las mismas no pueden con el inmenso tráfico que provocan esas huidas en masa.
¿Pero por que huyen?... Creo haberlo dicho ya, si bien lo reitero... Huyen de lo ya "anti natural" y por instinto y quizá sin saberlo, buscan hoy o buscarán mañana, el origen natural y humanizado de sus ancestros...buscan el campo, alguna playa "natural", la montaña, el bosque, el pueblo o ciudad que "aún puede dignamente denominarse así"; buscan "el plato caliente y bien condimentado", del que alguna vez oyeron hablar a sus mayores, buscan -en definitiva- lo que antes he dicho que aquí en ésta provincia y en otras muchas de nuestra España, afortunadamente sobra, pues algunos que felizmente llegan a la jubilación, no tienen inconveniente en trasladarse a vivir en un rincón pueblerino y allí terminar sus días, en cierta paz y sosiego que la deshumanizada ciudad, les negó desde ya hace muchos años.

NOTA: Lo escribí en 1994: el resto en mi Web en trabajos literarios: ¿QUE ES Y QUE REPRESENTA EL TURISMO COMO UNA OPORTUNIDAD PARA LA FAMILIA...O EL INDIVIDUO... EN SU FORMACION Y PROGRESO?

Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
www.jaen-ciudad.es (aquí mucho más: pero ahora me la tienen bloqueada)

_________________
No hagas a nadie, ni a nada vivo, nada que tú no quieres que a ti te hagan... ello produce paz y cierta felicidad: AGF
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Visitar sitio web del autor
EL ENCANTO DEL TURISMO EN LAS PEQUEÑAS CIUDADES, DEL INTERIO
Portal » Foros de discusión » Sala de debate político » Remando contra corriente

Puede publicar nuevos temas en este foro
No puede responder a temas en este foro
No puede editar sus mensajes en este foro
No puede borrar sus mensajes en este foro
No puede votar en encuestas en este foro
Todas las horas son GMT + 2 Horas  
Página 1 de 1  

  
  
 Publicar nuevo tema  Responder al tema  




Mapa del sitio - Powered by phpBB © 2001-2004 phpBB Group
Designed for Trushkin.net | Themes Database

Crear foro | foros de Literatura & Poesía | | soporte foros | Contactar | Denunciar un abuso | FAQ | Foro ejemplo